top of page

LOS MEJORES TRATAMIENTOS PARA EL ACNÉ






El acné es una afección cutánea común que afecta a millones de personas en todo el mundo. Si bien es más común durante la adolescencia, también puede afectar a adultos de todas las edades. Si no es tratada a tiempo, el acné puede ser una afección estigmatizante que puede afectar la autoestima y la confianza en uno mismo, en ocasiones llevando a aislarse y evitar relacionarse.


En este artículo, discutiremos sobre las principales causas del acné y los mejores tratamientos médicos para el acné.



Causas del acné

El acné es causado por una combinación de factores, incluyendo la sobreproducción de sebo, la obstrucción de los poros y la proliferación de bacterias en la piel. La producción excesiva de sebo, es causada por un aumento en los niveles de andrógenos, hormonas masculinas que están presentes en hombres y mujeres. También es generada por intolerancias digestivas, deficiente higiene diaria y elección incorrecta de productos skincare.


La obstrucción de los poros, se produce cuando las células muertas de la piel y el sebo se acumulan en los folículos pilosos, lo que provoca la formación de puntos negros y puntos blancos. Las bacterias que se encuentran en la piel pueden infectar los folículos pilosos y causar inflamación, lo que da como resultado la formación de granos y pústulas.



Tratamientos para el acné


Tratamientos tópicos:

Los tratamientos tópicos son todos los que se aplican directamente sobre la piel. Estos incluyen retinoides, antibióticos tópicos, peróxido de benzoilo y ácido salicílico.



Retinoides.

Los retinoides son un tipo de vitamina A que se usan comúnmente en el tratamiento del acné. Estos ayudan a descomponer las células muertas de la piel y a reducir la producción de sebo. También ayudan a reducir la inflamación y a prevenir la formación de nuevas lesiones de acné. Los retinoides pueden causar enrojecimiento, descamación y sequedad en la piel, por lo que es importante usarlos con moderación y bajo vigilancia médica.



Antibióticos tópicos.

Los antibióticos tópicos son medicamentos que se aplican directamente sobre la piel, para combatir las bacterias que causan el acné. Sin embargo, el uso prolongado de antibióticos tópicos puede aumentar el riesgo de resistencia bacteriana. Por este motivo solo puede ser indicado por el médico tratante. Además, solo es de utilidad cuando existe una infección instalada en la piel y no se utiliza como rutina o prevención del acné.



Peróxido de benzoilo.

El peróxido de benzoilo es un medicamento tópico que se utiliza para tratar el acné leve a moderado. Es un compuesto natural que es capaz de penetrar la capa superficial de la piel, actuando al mismo tiempo como exfoliante, antibacteriana y antiinflamatoria. El peróxido de benzoilo puede causar al inicio ardor, irritación de la piel, hormigueo y despellejamiento de la piel, por lo que es importante usarlo con moderación e indicación médica. Su mal uso puede generar lesiones irritativas y manchas en tu piel.



Ácido salicílico.

El ácido salicílico ayuda a destapar los poros obstruidos, lo que permite que la inflamación y el enrojecimiento disminuya de forma considerable. Además, ayuda a reducir la producción de sebo, que es una de las principales causas del acné. Su uso tópico puede causar irritación, ardor y descamación de la piel, por lo que su uso debe ser indicado por un médico especialista.






Tratamientos sistémicos:

Los tratamientos sistémicos son aquellos que se toman por vía oral o se administran por inyección. Tu especialista los indicará para casados graves o severos, donde los tratamientos anteriores no funcionaron. Estos incluyen antibióticos orales, isotretinoína y anticonceptivos orales.



Antibióticos orales.

Los antibióticos orales funcionan al matar las bacterias que causan el acné y reducir la inflamación. Pueden tener efectos secundarios como náuseas, diarrea y sensibilidad a la luz solar. Además, el uso prolongado de antibióticos orales puede aumentar el riesgo de resistencia bacteriana, por lo que deben ser tomados bajo estricta vigilancia médica.



Isotretinoína.

La isotretinoína es un medicamento oral que se utiliza para tratar el acné grave y resistente a otros tratamientos. Esta ayuda a reducir la producción de sebo y la inflamación, además de prevenir la formación de nuevas lesiones de acné. Sin embargo, puede tener efectos secundarios graves, como sequedad de la piel, labios agrietados, sensibilidad al sol y cambios en los niveles de lípidos en la sangre. La isotretinoína también puede causar defectos de nacimiento en el feto si se toma durante el embarazo.



Anticonceptivos orales.

Los anticonceptivos orales se utilizan en el tratamiento del acné en mujeres que experimentan un aumento en la producción de sebo debido a cambios hormonales. No obstante, los anticonceptivos orales pueden tener efectos secundarios como náuseas, dolores de cabeza y sensibilidad en los senos, así que se recomienda que solo sean utilizados bajo indicación médica.





Tratamientos médicos estéticos:

Existen varios tratamientos estéticos para eliminar el acné, los cuales pueden ser recomendados por un profesional de la estética, según el tipo y gravedad del acné. Algunos de los tratamientos más comunes son:



Limpieza facial.

Una limpieza facial profunda y profesional puede ayudar a eliminar los poros obstruidos, los puntos negros y las células muertas de la piel, lo que puede mejorar la apariencia del acné, además de permitir que el tratamiento tópico indicado pueda penetrar mejor en la piel.



Peelings químicos.

Este tratamiento consiste en aplicar una solución química en la piel para exfoliar las capas superficiales y reducir la aparición del acné. Los peelings químicos pueden ser superficiales, medios o profundos, según la concentración de la solución utilizada.



Terapia con luz LED.

La terapia con luz puede ser efectiva para el tratamiento del acné moderado a severo. La terapia con luz roja reduce la inflamación, mientras que la terapia con luz azul mata las bacterias causantes del acné. El número de sesiones es determinado por el médico especialista.



Microdermoabrasión.

Este tratamiento utiliza un dispositivo de mano para exfoliar las capas superficiales de la piel, lo que puede mejorar la apariencia del acné y ayudar a que los tratamientos tópicos indicados por el médico puedan actuar de forma más rápida y efectiva en la piel.



Terapia de oxígeno.

La terapia de oxígeno implica la aplicación de oxígeno concentrado en la piel, lo que puede mejorar la circulación sanguínea y reducir la inflamación del acné.



Tratamientos con láser.

Estos pueden ser efectivos para reducir el acné y mejorar la apariencia de la piel. Los láseres pueden ayudar a destruir las bacterias del acné, reducir la inflamación y mejorar la textura de la piel.




Terapias combinadas:

Estas terapias implican el uso de dos o más tratamientos para el acné al mismo tiempo. Las terapias combinadas pueden ser más efectivas que los tratamientos individuales, ya que pueden incluir tratamientos tópicos y sistémicos, como la combinación de un retinoide tópico y un antibiótico oral, complementando con algún tratamiento médico estético para acelerar los resultados.


La combinación de las terapias y tratamientos va a depender del tipo de piel, gravedad de las lesiones y el caso particular del paciente.





Consideraciones finales

En resumen, el acné es una afección cutánea común que afecta a muchas personas y suele dejar lesiones en la piel. Sin embargo, existen diversos tratamientos que ayudan a curar el acné y reducir las cicatrices que esta afección deja en la epidermis.


El tipo de tratamiento y terapias complementarias, debe ser determinada por un médico o dermatólogo para determinar el más adecuado para el tipo de acné que el paciente presenta.


Además, es importante usar los tratamientos con moderación y seguir las instrucciones del médico para evitar efectos secundarios y para obtener los mejores resultados posibles.


Si te gustaría tratar tu problema de acné, es momento de hacerlo y pensar en vos. Agenda tu cita en bioestimulacion.org




27 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page